Donald Trump arruinó la Navidad de un niño

Desafortunadamente, Donald Trump se ganó el título de sucesor de Grinch tras una inoportuna pregunta que le hizo a un niño de tan solo siete años que sólo querías saber dónde sería el paradero del ‘Viejito Pascuero’.

Esto sucedió en una reunión que Trump tuvo con operarios telefónicos en el centro de llamadas del Comando de Defensa Aeroespacial de América del Norte (NORAD) junto a la primera dama Melania Trump, donde al recibir la llamada del pequeño, el mandatario estadounidense le hizo una pregunta para nada agradable: “¿Sigues creyendo en Santa? Porque a los siete años no es habitual ¿no?”, le preguntó al niño y, aunque no se sabe qué respondió el pequeño, su pregunta no pasó desapercibida e hizo eco redes sociales, donde Trump fue acusado de arruinar la ilusión de los niños.