Este fue el mensaje de Vladimir Cerrón antes de entregarse a la Justicia

Antes de que el suspendido gobernador regional de Junín, Vladimir Cerrón Rojas, se entregue a las autoridades judiciales luego de estar en la clandestinidad por varios días, el líder Perú Libre usó su cuenta de Facebook para dejar un mensaje donde señala que decidió ponerse a derecho por estrategia para terminar con la incertidumbre en su familia y seguidores por “el acoso” por parte sus rivales políticos y de la Policía Nacional.

En el extenso texto, Cerrón Rojas califica de injusta la sentencia de la jueza Susan Carrera y que este se debe a una motivación política. “Ha dolido nuestra reelección, que el JNE haya reconocido a Perú Libre como partido, la unidad de las izquierdas”, señala.

Además, recordó sus inicios en la política, y sus cualidades como médico, que en su momento fue llamado “El filántropo de los Andes” por el diario El Comercio. “El conservador Diario El Comercio me llamó el Filántropo de los Andes, me sentía honrado conmigo mismo, sentí que no defraudaba a la Revolución Cubana, ni la memoria de mi padre. También comprendí que eso no era suficiente y que sin poder político no se podía mejorar nada. Así decidí abandonar la vida cómoda que hoy ostenta cualquier neurocirujano y nunca quise hacer una clínica porque colisionaba con mi conciencia ideológica. Modestamente creo haber sido un buen neurocirujano para mi pueblo. Yo no ingresé a la política a enriquecerme, jamás”.

Por último, Cerrón Rojas llamó a la unión a sus seguidores para seguir luchando pese a las caídas que hay en el camino. “No bajen la cabeza, no nos forjamos ayer, venimos de luchas con éxito que el pueblo conoce, eso se debe mi reelección, también sufrimos reveses y siempre nos pusimos de pie”, escribió.

SENTENCIADO POR CUMPLIR LA LEYVladimir CerrónTrazada la estrategia de mi defensa todos estos días en casa, he decidido…

Gepostet von Vladimir Cerrón am Mittwoch, 21. August 2019

El encarcelamiento de Vladimir Cerrón se debe a una sentencia de cuatro años y ocho meses de prisión efectiva interpuesta en su contra por el Quinto Juzgado Anticorrupción de Junín por el delito de negociación incompatible o aprovechamiento indebido del cargo en el caso del saneamiento de La Oroya.