Kenji Fujimori pide que denuncia constitucional sea archivada

El congresista no agrupado Kenji Fujimori presentó este miércoles por escrito su descargo ante la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales del Congreso y pidió que el proceso iniciado contra su persona se declare improcedente y/o sea archivado.

Como se recuerda, los congresistas no agrupados Kenji Fujimori, Bienvenido Ramírez y Guillermo Bocángel fueron denunciados constitucionalmente el 3 de abril por estar implicados en audios y videos grabados por el legislador Moisés Mamani, de Fuerza Popular, que dan cuenta de una presunta negociación y compra de votos para evitar la vacancia del ex presidente Pedro Pablo Kuczynski (PPK).

Ellos son señalados por presuntamente haber integrado un supuesto sistema de captación de congresistas y compra de votos a cambio de prebendas. Se les imputó además tres presuntos delitos: tráfico de influencias en forma agravada por ser funcionarios públicos, cohecho pasivo impropio (corrupción de funcionarios) y cohecho activo genérico.

De acuerdo a Fujimori, la denuncia constitucional contra su persona “no cumple con las exigencias normativas contenidas en los literales a y c del artículo 89 del Reglamento del Congreso de la República” y configuraría una vulneración al debido proceso.

En el documento recibido por la subcomisión a las 5:18 p.m., Fujimori explica que, sobre su caso, “la incorrecta descripción de los cargos atribuidos tanto respecto a los hechos, como a la calificación jurídica, suponen una clara vulneración del derecho al debido proceso tanto en su faz formal, como material”.

Añade que “la vulneración de la faz formal viene dada por el incumplimiento de la exigencia contenida en el literal a del artículo 89 del Reglamento del Congreso, que exige a la denuncia una descripción clara de los fundamentos de hecho y de derecho por los cuales se acusa al congresista. Ello no ha tenido lugar en la presente denuncia constitucional. Y en su faz material, se vulnera el debido proceso por cuanto los hechos imputados y la calificación jurídica de los mismos resultan abiertamente inexactos impidiendo un correcto ejercicio de mi derecho de defensa”.

En ese sentido, considera que “seguir adelante con la presente denuncia, con todas las falencias de las que adolece generará un proceso nulo por vulnerar las exigencias del procedimiento legalmente establecido y el contenido constitucionalmente protegido al debido proceso”.

Más adelante, indica también que los hechos atribuidos no configuran infracciones constitucionales ni inconductas penales, y que Kenji Fujimori no realizó ofrecimientos indebidos a Moisés Mamani.

—Pericia de parte—
Para sustentar su posición, Kenji Fujimori adjuntó un informe pericial solicitado por su defensa legal a Pedro Infante Zapata, perito físico acústico y video forense.

Este tomó en cuenta cinco archivos de video propalados el pasado 20 de marzo en una conferencia de prensa por legisladores de Fuerza Popular. Las grabaciones dan cuenta del diálogo entre Kenji Fujimori, Moisés Mamani, Guillermo Bocángel y el asesor Alexei Toledo.

La pericia concluye que “los archivos de video analizados no presentan características de originales o de copias espejo”, que hubo “manipulación controlada en la migración desde la fuente original hacia la fuente de reproducción”. Asimismo, considera que se debe contar con la fuente original de la grabación.

En ese sentido, se señala que hay ”falsedad del referido medio probatorio”.

—Más descargos—
Bienvenido Ramírez también presentó por escrito sus descargos este miércoles rechazando las imputaciones y solicitando que se archive la denuncia constitucional en su contra. También incluye el informe del mismo perito al que recurrió Kenji Fujimori.

Al pedir que se suspenda el proceso, el legislador recuerda también que el Ministerio Público ha dispuesto que se realice una pericia digital al material entregado por Mamani.

En su descargo, también señala que los videos son “prueba ilícita”, porque han sido manipulados y editados con el objeto de incriminarlo falsamente bajo una “puesta en escena” días antes de que se realice la votación sobre el segundo intento de vacancia del ex presidente Kuczynski.

“…Dado que no es posible defenderme hasta la fecha de la denuncia constitucional sin tener como sustento los videos originales a que ha hecho referencia la Fiscalía de la Nación, me reservo el derecho de ampliar mis descargos y también ofrecer medios probatorios en ejercicio legítimo de mi derecho de defensa…”, señala Ramírez.

Asimismo, arguye que no existe alguna infracción constitucional, que “no existe un ofrecimiento material concreto y específico” y los tipos penales denunciados no tienen elementos suficientes.

Por su parte, Guillermo Bocángel también ingresó a la subcomisión un documento con sus descargos, solicitando que se declare improcedente o infundada la denuncia constitucional y, por tanto, se disponga su archivo. También pidió que se “efectúe la correspondiente individualización de hechos atribuidos a cada uno de los congresistas y, en consecuencia, se emita un informe individual y personalizado por cada uno de ellos”.

En el caso de Bocángel, este señala que el perito de parte Juan Carlos Ampuero Madeleingoitia elaborará un informe pericial sobre la autenticidad e integridad de los archivos audiovisuales.

A su juicio, estos corresponden a “una prueba prohibida que debe ser excluida”. Sostiene además que Mamani “y los congresistas que lo apoyaron en la labor de grabación actuaron como agentes provocadores ilegales”.

FUENTE: COMERCIO